Bienvenidos a mi blog

Me llamo Rosa,vivo en Chilches (Vélez-Málaga) y siempre he disfrutado con la pastelería. Un día le comenté a mi hijo que quería tener todas las recetas ordenadas y me sugirió crear un blog, pero le dije que quería algo mas sencillo, aunque mi marido ha sido el que ha empezado el blog le ha puesto el nombre y ahora me ha dejado a mí para que siga. Tarea que no se si consegiré . Solo espero que las entradas que cuelgue se puedan entender y sirvan para animar a alguien a cocinarlas.

miércoles, 18 de abril de 2012

GALLETAS DE CHOCOLATE Y AVELLANA



Estas galletas llevaba tiempo pensando en prepararlas y el pasado domingo las hice en el horno de leña después de sacar el pan que estaba a  una temperatura de 170º durante unos 10  a 15  minutos, en el horno eléctrico encender arriba y abajo . Todo depende del horno de cada uno, en alguno serán 14 minutos en otros 18. Se ve perfectamente cuando están listas porque van cogiendo color dorado galleta. Salen aproximadamente 30 galletas y en mi casa las hice el domingo y para el lunes por la noche habían desaparecido. Probadlas, están de vicio.

Ingredientes
200 g  chips o pepitas  de chocolate
200 g de avellanas
400 g de harina de trigo
2 cucharadas de leche (10 ml)
1 cucharada de esencia de vainilla (5 ml)
150 g de mantequilla
1 pellizco de sal (5 g)
1 pellizco de bicarbonato (3 g)
1/2 cucharada de levadura en polvo (3 g)
200 g de azúcar
1 huevo





 
Preparación

Poner en un bol el azúcar, y el huevo y batir (podéis hacerlo con la batidora o a mano) hasta que la mezcla esté blanquecina, incorporar la mantequilla derretida previamente junto con la esencia de vainilla y la leche. Mezclar en otro bol la harina tamizada con el bicarbonato, sal, y la levadura e ir añadiendo  poco a poco a  la mezcla de la harina con el huevo hasta que se forme una masa homogénea, añadir las pepitas de chocolate y las avellanas troceadas. Hacer pequeñas bolas que iremos aplastando un poco con la mano.  Poner en una bandeja de horno a la que habremos puesto papel de hornear, procurar que no estén muy juntas, llevarlas al horno durante 10 a 15 minutos hasta que estén doradas, dejarlas enfriar. 
En mi caso hubo quien las metió en el frigorífico para poder probarlas antes, porque el olor de las galletas era irresistible.
Para que se queden crujientes guardadlas en un recipiente hermético.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada